Esta es la pregunta del millón…

Un paciente acude a consulta por dolor de espalda, es interrogado, inspeccionado, explorado, se revisan las pruebas y la conclusión para el médico es que no necesita ninguna operación. «¿Hace algún ejercicio?» La respuesta es un avergonzado «No…»

Esta situación es muy común en la consulta de Cirugía de Columna. La mayor parte de los pacientes, afortunadamente no necesita cirugía. También la mayor parte de los pacientes sabe que es necesario practicar ejercicio, pero no lo practica. O como mucho presumen: «Sí doctor, yo camino una hora todos los días»

Pasear es un ejercicio saludable en muchos aspectos y es mejor que no hacer nada, pero para la espalda es relativamente indiferente y, en algunos casos de patología discal, contraprucente. Cuando explicas esto a un paciente, causándole el correspondiente desconcierto, la pregunta es «Entonces, ¿qué ejercicios tengo que hacer para mi espalda?¿Natación?¿Pilates?» No existe una respuesta genérica a esta cuestión. Por eso es importante una colaboración directa entre médicos y profesionales del ejercicio. En el caso de patología aguda, sin duda será un fisioterapeuta quien tenga que iniciar el tratamiento, con técnicas que mejoren el dolor y preparen la musculatura para el ejercicio. Pero en casos de dolor crónico leve o episódico en los que necesitamos prevenir la aparición o empeoramiento de los síntomas, lo más adecuado es una programación muy analítica y progresiva, que puede ser adaptada a cada caso y dirigida por licenciados en actividad física.

La natación no es la solución para todo. No a todos los pacientes les va bien y no todos los pacientes la realizan correctamente. Tampoco el Pilates le vale a todo el mundo. Y mucho menos la fotocopia de fotocopia de hoja de ejercicios genéricos que nos entregaron en la consulta. Quizá el modelo de atención personalizada no está al alcance de todo el mundo, pero la fórmula de prescribir protocolos de ejercicios adaptados a las patologías más frecuentes, puede ser una solución para las consultas de espalda en atención primaria o para los casos no quirúrgicos en especializada. Evidentemente, la fuerza de voluntad no puede ser controlada con protocolos impresos, así que en esos casos no quedará más remedio que buscar apoyo online o presencial.

Productos recomendados

dolor-espalda-jovenes-adultos

Protocolo Espalda Juvenil Fase I

Detalles: Precio: 0,00 € Especialista que lo ofrece: iespalda.com La alteración de las curvaturas raquídeas en pacientes jóvenes con malos hábitos posturales y musculatura escasamente desarrollada es muy frecuente en la actualidad. Afecta con frecuencia a mujeres adolescentes con hábito sedentario y mala higiene postural durante el estudio. Este protocolo ha sido diseñado para ayudar a la […]

0 comentarios
protocolo-ejercitar-espalda-gimnasio

Protocolo General Gimnasio

Detalles: Precio: 0,00 € Especialista que lo ofrece: iespalda.ecom Este protocolo ha sido diseñado por profesionales colaboradores de iespalda.com. Su finalidad es mejorar el tono muscular global de la espalda en usuarios sin patología raquídea a fin de prevenir dolor y mejorar la tolerancia a los esfuerzos del trabajo diario. Contiene 3 sesiones para distribuir en una […]

0 comentarios